Política de Cookies

Este blog utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra página de: Política de Cookies.

Soy ….

Soraya Cronista compulsiva. Periodista por vocación y de formación. Consultora NTIC por experiencia. Mi pasión es mi hija. Me gusta el café. Más sobre mí.

RSSTwitterFacebookLinkedinYoutubegoogleplus

Suscríbete al blog!

RSS

Sólo tienes que incluir tu dirección de email y pulsar ok. Recibirás los nuevos post en tu correo.

………. O vía Rss

Soraya Paniagua

Hemeroteca

Mis Favoritos en Twitter

2 mayo, 2014 Posted by sorayapa Publicado en Bigdata, Entrevistas Big Data
sin comentarios

Hackity: datos, inteligencia colectiva y activismo social

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Eusebio Reyero, HackityHackity es una de las iniciativas más brillantes de activismo social e inteligencia colectiva del panorama español. No es sólo una aplicación para identificar desperfectos de la ciudad, es una startup cuyo modelo de negocio está en el análisis de los datos. No es sólo una agencia de diseño social, es una potente incubadora de ideas creativas que sitúa al ciudadano en el centro del desarrollo urbano. Uno de los fundadores es mi amigo y colega Eusebio Reyero

Eusebio Reyero es sociólogo, tiene 35 años y es cofundador de Hackity, una agencia de diseño social fundada  en  2012 a raíz de un concurso.

“Nos presentamos a un concurso organizado por la Science Gallery de Dublín. No ganamos pero nos pareció acertado seguir trabajando en torno a la idea del ciudadano inteligente. Dimos el paso, creamos Hackity y comenzamos a conceptualizar y prototipar la App. Lo que hacemos es utilizar metodologías de diseño social para que las personas puedan replantearse o repensar la ciudad. Se trata de identificar un problema y llevar a cabo una acción.  Por un lado tenemos la aplicación que permite a la gente identificar desperfectos en la ciudad y aportar ideas para corregirlos, y por otro lado organizamos intervenciones en la calle. Las ciudades tradicionalmente se han definido de arriba abajo. Es decir, un técnico o un urbanista es el que es el que decide cómo debe ser el espacio. Esto tiene un impacto directo sobre la vida de las personas ya que no se tienen en cuenta ciertas necesidades o sensibilidades. Nosotros lo que proponemos es un modelo de abajo hacia arriba en el que las personas puedan participar en los procesos y proyectos de la ciudad”. 

Hackity  App

La App ya está lista y se lanzará en breve. Actualmente se está testeado en beta privada.

“Queremos ver qué tal funciona y qué feedback nos va dando. En paralelo estamos trabajando con comunidades ya establecidas, con colectivos de vecinos o asociaciones. No tiene sentido que la aplicación se lance al mundo sin más. Cuando accedes a la aplicación el sistema te geolocaliza automáticamente, te ubica en una zona y te carga todas las mejoras que se proponen en esa área. Con Hackity App lo que queremos es construir una comunidad de gente que participe para mejorar las cosas. El poder de Hackity es generar debates y unifica la relación que hay entre las administraciones, las empresas de construcción civil y los ciudadanos”.

Me cuenta Eusebio que el diseño social será el próximo gran boom.

“Comenzamos a ver muchas iniciativas similares, por ejemplo ArreglaMiCalle o ReparaCiudad en España, y eso es genial. Incluso que haya nichos de negocio es bueno. Es la forma de que los grandes players comiencen a preocupar por estas cosas. Pero nosotros no queremos ser uno más, ni siquiera queremos los datos de los usuarios. Estamos trabajando en crear un API para conectarnos a otras entornos y/o colectivos como por ejemplo FixMyStreet en UK, que están haciendo cosas muy interesantes. No se trata de competir sino de crear una App cívica, se trata de que el mundo sea un sitio mejor”.

El modelo de negocio de Hackity está en la inteligencia de los datos.

“La aplicación es gratuita y los datos son del ciudadano. Nosotros lo que hacemos es aplicar inteligencia a esos datos. Hacemos análisis e informes. Por ejemplo, podemos identificar los mayores desperfectos que tiene Madrid ¿Esto para quién es interesante? Por ejemplo el año que viene hay elecciones y probablemente al ayuntamiento le interesa saber cuál es el top ten de los problemas. También nos dirigimos a empresas de ingeniería civil que, de cara a diseñar y vender proyectos, necesitan datos certeros”.

Los ayuntamientos muestran, cada vez, más interés por este tipo de herramientas analíticas.

“La puerta de entrada para hablar con los ayuntamientos son los técnicos y a los técnicos les gusta mucho el proyecto. Pero cuando comenzamos a escalar, los perfiles políticos son más sensibles a las críticas que puedan venir de la aplicación. No hemos podido cerrar todavía un piloto pero estamos hablando con varios ayuntamientos y cada vez hay más sensibilidad. Por una serie de circunstancias estamos aquí en Madrid y tenemos más relaciones con ayuntamientos y colectivos pero Hackity es un proyecto global”. 

El salón en tu barrio, HackityComo agencia de diseño social, Hackity desarrolla iniciativas tremendamente creativas y, sobre todo, útiles. Lean.

“Cada mes organizamos los hacktines, son quedadas para hackear la ciudad. Quedamos en un sitio y vamos identificando desperfectos por la ciudad. Pero no solo los detectamos  sino que también los reparamos. Una intervención en el momento. Otra cosa que hacemos es “El salón de tu barrio”. Cogemos unos sofás, preparamos café y montamos un salón en la calle. Con esta acción lo que pretendemos es que la gente opine sobre su ciudad, sobre las mejoras que quiere para su barrio. Otro proyecto que estamos montando es una biblioteca de libre acceso. La idea es dejar cajas por la ciudad donde la gente pueda liberar libros y coger libros”.

Eusebio Reyero es también amigo y colega de Makespace Madrid. Hace unos días, en el aniversario del espacio, expuso los proyectos que quiere desarrollar. Proyectos abiertos a la colaboración de cualquier interesado:

  •  Una retromáquina en la fachada de Makespace para que los chavales del barrio puedan jugar.
  • Un sistema abierto de microgoteo  para huertos urbanos y jardines, que se pueda replicar.
  • Y un Open Lego.

 ¿Quieren participar?  Hablen con él: @ereyero

Contestar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *